12 Formas de Evitar (y Superar) el Agotamiento de Tener un Blog

agotamientoTener un blog puede ser agotador.

El agotamiento en el blogging no es cosa de broma, pues puede (y suele) llevar al abandono del blog.

El abandono de por sí no es malo, lo malo es abandonar algo que nos merece la pena por no aguantar remando cuando el viento no es favorable.

Este agotamiento tarde o temprano aparecerá en tu camino y, cuando lo haga, que sigas remando o no dependerá en gran medida de lo preparado que estés para afrontarlo.

Esta es mi contribución a tu travesía como blogger, para que sigas el rumbo que te has marcado, soplen los vientos que soplen.

Mi Experiencia: ¿Yo Agotado? Aquí Sigo

En el momento de escribir este artículo, he creado más de 700 artículos entre todos mis blogs, 286 (contando este) de los cuales los he publicado en DavidCantone.com. Esto sin contar los episodios de mi podcast BloggerCast, ni los vídeos de mi canal de YouTube, ni las actualizaciones en las redes sociales como Twitter y Facebook, las cuales en ocasiones me llevan también su tiempo, ni las respuestas a comentarios, algunas de las cuales darían por sí mismas para un post.

Y si hace tiempo que eres lector de este blog, sabrás que mis contenidos no son cortos precisamente. Más bien al contrario, seguramente soy uno de los bloggers con posts más largos, ya no de España sino del mundo. Prueba de ello este artículo (con versión audio incluida) de 8.588 palabras y tantos otros, que aunque no llegan a tanto, rondan las 3.000-4.000 palabras.

¿Y por qué te cuento esto? Simplemente para dejar constancia de que he creado una cantidad considerable de contenidos desde que diera inicio a mi primer blog (en inglés) en julio de 2009. Casi 4 años después sigo aquí, al pie del cañón, produciendo contenidos todas (o casi todas) las semanas desde entonces.

El blogging puede ser agotador, lo sé muy bien. Hubo una época en la que estando trabajando tenía que mantener dos blogs al mismo tiempo, publicando una media de 4 artículos diarios.

Pues bien, no habría podido mantener esta constancia que me ha permitido llegar a donde estoy hoy (donde sea que esté) de no habérmelas ingeniado para buscar soluciones a este agotamiento que, lo reconozcamos o no, nos afecta a todos los bloggers en mayor o menor medida.

Aquí tienes mis 12 mejores consejos para evitar (o superar cuando asome la cabeza) el agotamiento de tener y mantener un blog actualizado.

1. Escribe Más a Menudo

¿Cómo? ¿Escribir más a menudo? Lo sé, suena extraño recomendar esto. Se supone que estamos intentando evitar (o superar) el agotamiento, no intensificarlo. PERO es que eso es precisamente lo que vas a conseguir si escribes más a menudo. Me explico.

Un blog para subsistir y progresar, al igual que nosotros, requiere ser alimentado periódicamente, en este caso de piezas de contenido. Esa periodicidad crea una presión psicológica en el blogger, pues éste sabe que, si quiere que su blog (y todo lo que ya ha invertido en este) sirva de algo, va a tener que cumplir con su “deber” de alimentarlo.

El problema surge cuando la frecuencia de la periodicidad que se ha propuesto conseguir no se ajusta a sus hábitos. Cuando el blogger se ve incapaz de mantener esa frecuencia la presión aumenta. Cada vez le cuesta más mantener ese ritmo y no tarda en padecer el temido agotamiento mental.

La solución: Para evitar (o sobrellevar mejor) esa presión tenemos que estar en disposición de cumplir con la frecuencia de publicación que nos hemos marcado. ¿Cómo? Facilitando el proceso de creación de contenidos.

Para nosotros los bloggers, crear contenidos debería ser una tarea fácil y placentera, que hacemos con gusto y que nos hace sentir bien, nunca una obligación tediosa que nos genera tensión y frustración.

¿Cómo lo conseguimos?

  • Desarrollando el hábito de crear contenidos. Los hábitos se adquieren por repetición de actos iguales o semejantes. Por ello, en este caso, lo conseguiremos escribiendo más a menudo. No pienses en publicar más artículos (vídeos, podcasts, etc.), piensa en escribir más. Lo importante aquí no es cuando ni cuantos posts publiques sino cuando y cuantos contenidos generes. Cada día, o unos días determinados de la semana, bloquea unas horas para escribir y crear esos contenidos. Así todas las semanas. El hábito poco a poco irá cogiendo raíz en ti y cada vez te será más fácil producir esos contenidos. No hay agotamiento, porque esa periodicidad ahora sí la puedes cumplir sin problemas.
  • Crea un ritual de escritura. Este ritual nos ayudará a tener el estado mental adecuado para producir contenidos a nuestro mejor nivel. Por ejemplo, ordena tu mesa antes de ponerte a escribir; ten un té a mano (o una copa de vino como Tim Ferriss); ponte una música que te inspire a escribir (como es mi caso); ponte unas velas aromáticas; recita una frase antes de empezar a escribir para que te visite la inspiración; etc. Con el tiempo, tu cerebro asociará estos elementos que dan forma a tu ritual con la actividad de escribir, así cuando estos tengan lugar tú mente no tardará en estar en sintonía con lo que tienes que hacer, escribir.

2. Escribe para Ti (Pensando en Otros)

Escribe de lo que te gusta y te interesa de verdad, pero enfocado de tal forma que aproveche a otros.

Muchas veces el agotamiento proviene de hacer algo que no nos interesa. ¿Por qué? Simplemente porque lo que gusta divierte y lo que no gusta aburre. Y cuando estamos “obligados” a hacer algo que nos aburre, nuestra disposición al trabajo baja y todo se hace cuesta arriba. Producimos menos y peor. ¿Consecuencia? Los resultados empeoran, nos desanimamos y empezamos a dudar de la utilidad de todo esto.

Lectura relacionada: Por Qué la Mayoría de Bloggers Abandonan

Muchos bloggers escriben contenidos pensando en lo que supuestamente quieren sus audiencias, o en la popularidad o viralidad potencial del tema escogido. Eso está muy bien, siempre y cuando el tema nos interese de verdad a nosotros mismos. Digo “de verdad”, porque muchas veces nos decimos a nosotros mismos que nos interesa algo cuando no es verdad, o bien cuando nos interesa pero no mucho.

Diviértete. Es tu blog, tú decides qué temas tratas.

3. Mantén una Frecuencia de Publicación Adecuada para Ti

La clave está en escribir a menudo, no en publicar a menudo.

Como dije más arriba, es esa frecuencia de publicación de contenidos que no podemos mantener por mucho tiempo la principal causa del agotamiento de los bloggers.

Como dijo Tim Ferriss, hablando sobre la frecuencia de publicación: “Infrecuente pero mejor es mucho mejor que mediocre y puntual”.

En otras palabras: No te atormentes con querer publicar todos los días. Mejor será que centres tus energías en publicar cosas buenas, o mejor dicho, que te merezcan la pena a ti y a tus visitas. Hazlo así y vivirás más tranquilo, te sentirás más orgulloso de tu trabajo y tus visitas te respetarán más (y valorarán más tus contenidos).

Dicho esto, si tú puedes mantener el ritmo de publicar todos los días contenidos de calidad, sin que eso altere el equilibrio de tu vida, adelante con ello. Cada uno que siga la estrategia de publicación de contenidos que más le convenga.

Todo dependerá de tus objetivos (¿a dónde quieres llegar y cuándo?), de la estrategia que hayas elegido (hay muchos caminos, ¿cuál quieres tomar?), de tus circunstancias (¿cuál es tu situación?) y de tus aptitudes (¿qué puedes hacer con lo que tienes?).

Dos artículos que te recomiendo leer:

La Mejor Estrategia de Publicación de Contenidos (para ti)

El Nuevo Paradigma del Tráfico Web

4. Ten un Archivo de Ideas

Muchas veces el agotamiento se origina por no saber qué escribir. Los días pasan y se supone que tenemos que publicar un post, si queremos cumplir con esa frecuencia que nos hemos marcado, pero no hay manera.

Así que nos pasamos horas e incluso días buscando esa idea para crear un buen post, que nos guste a nosotros e interese a nuestra audiencia.

El problema de hacerlo de esta manera es que estamos haciendo el proceso de creación de contenidos demasiado largo y agotador.

La solución es tener un archivo de ideas del que poder echar mano siempre que lo necesitemos.

¿Qué es esto de un archivo de ideas? Simplemente una hoja de papel o digital en la que anotas todas las ideas de posts que te surjan.

También puedes dedicar un día cada mes (o unas horas dentro de ese día) a generar nuevas ideas. Anótalas. Cuando no sepas qué escribir para tu próximo post, consulta tu archivo de ideas y elige aquella que más te apetezca o que más te convenga en ese momento.

No digo que tengas que utilizar siempre las ideas que hay en tu archivo, pero al menos cuando no tengas claro sobre qué escribir sabrás que tienes donde echar mano, y así evitar el agotamiento de búsquedas infructuosas e interminables, sabiendo que, en su lugar, deberías estar produciendo contenidos para cumplir con tu frecuencia de posteo.

Cómo Sacarle Más Partido a Tu Archivo

Crea una lista de palabras y frases clave por las que te interesa estar bien posicionado. Genera ideas de posts que contengan esas palabras y frases clave y ponlas en tu archivo. Ahora tienes ideas de posts que además de ser interesantes para ti y tu audiencia, te permitirán atraer visitas de Google.

Esto es importante. Un post si no está bien posicionado en Google para una palabra o frase clave que reciba un número decente de búsquedas no te servirá de mucho (en cuanto al tráfico web que genera para tu blog se refiere).

Sí, puede que en redes sociales funcione bien e incluso, con mucha suerte, que algún blog te enlace, pero a larga esa entrada no generará apenas visitas para tu blog.

Piensa en el largo plazo. No digo que todas tus entradas deban apuntar a palabras o frases clave que te permitan atraer visitas de Google durante años, pero sí la mayoría. Así es como blogs relativamente pequeños, como el mío, en cuanto a cantidad de artículos publicados consiguen atraer tantas visitas.

Artículo relacionado: 3 Consejos de Productividad para Bloggers que Funcionan

5. Experimenta con Distintos Tipos de Posts

Hacer siempre lo mismo termina por aburrir y lo aburrido termina por agotar. Por ello, es buena idea no encasillarse en un único tipo de post.

Existen múltiples opciones a elegir: post corto; post largo; post pregunta (haces una pregunta a tu audiencia); post respuesta (respondes preguntas de tu audiencia); post listado (como este que estás leyendo); post How to (Cómo hacer o conseguir algo); post entrevista (entrevistas a otros expertos en tu nicho, como este); post recopilatorio (recopilas los mejores posts que has leído en otros blogs sobre una temática concreta, o bien tus mejores posts sobre esa temática); post mesa redonda (haces una pregunta a varios expertos sobre un tema concreto y publicas todas sus respuestas en un mismo post, como este); post review (haces una reseña de un producto o servicio que utilizas, de un libro que has leído… como este); post vídeo (como este); post podcast (como este); etc.

En la variedad está la diversión. Sé variado en tus posts y lo pasarás mejor tú y tus lectores.

6. Crea Contenidos Multimedia

No te limites a escribir y a publicar contenidos escritos. Prueba otros medios como el vídeo y el audio. Las ventajas de hacerlo son muchas, por ejemplo:

  • Creas nuevos activos de marketing online para tu marca o negocio.
  • Tienes acceso a otras plataformas (sobre todo iTunes y YouTube) donde conseguir visibilidad para tu marca y contenidos, llegando a un público al que antes no tenías acceso.
  • Conectas con tus seguidores a distintos niveles, haciéndote más real y más presente en sus vidas.
  • Te permite destacar de la competencia y posicionarte como experto en tu nicho más rápido.
  • Desarrollas tus habilidades comunicativas, y aprendes a comunicar tus ideas de forma efectiva en distintos medios.
  • Y lo que aquí nos interesa: Te lo pasas bien. Crear vídeos y podcasts es divertido.

Lectura relacionada: El Futuro de Internet ¿Vas a Dejar Escapar el Tren?

7. No Te Encierres en Tu Nicho

Es importante que tu blog este centrado en una temática concreta, lo que significa que muchos de tus artículos deben tratar sobre esta. Ahora bien, eso no quiere decir que sólo puedas hablar sobre temas de tu nicho o qué sólo puedas especializarte en un nicho.

Especializarse y tratar sólo temas de un único nicho tiene sus ventajas. Por ejemplo: (1) tus visitas tendrán más claro qué ofreces; y (2), te resultará más fácil y rápido posicionarte como experto en ese nicho.

Pero también tiene inconvenientes. Por ejemplo: (1) puede resultar tedioso (aunque te guste mucho el tema) escribir siempre sobre lo mismo; y (2), limitas el alcance de tu blog y de tu negocio (atraes a un público muy concreto y sólo puedes venderles unos productos y servicios que tengan relación con ese nicho).

Por eso muchos bloggers hemos decidido que nuestros blogs sean multinicho, en los que tratamos temas de diferentes nichos pero que se complementan bien entre ellos, habiendo uno que destaca entre los demás como nicho central (el que más se trata en el blog).

Existen diferentes grados de concentración o dispersión. Desde el blog que sólo habla de una cosa muy específica (por ejemplo, invertir en bolsa), al blog que trata temas tan variados como aprender idiomas, filosofía, viajar, cómo perder peso, cómo ganar músculo, emprendimiento, negocios, inversiones, objetos de uso diario, y otros temas varios (por ejemplo, el blog de Tim Ferriss).

Normalmente los blogs de empresas suelen estar más limitados y se centran en una temática concreta. Eso no quiere decir que sólo puedan hablar de ese tema, pero si hablan de otro tema debe tener algún tipo de relación con el tema central.

Por el contrario, los blogs de marcas personales suelen tener más libertad. Por ello, muchos de estos bloggers hacen que sus blogs giren en torno a sus propios intereses, aunque normalmente buscando una cierta afinidad entre los temas elegidos.

Sea cual sea el tipo de blog que tengas, si de empresa o de marca personal, es aconsejable no encerrarse por completo en una misma temática. Uno se agota de escribir siempre de lo mismo todas las semanas durante años, y encima limita el alcance del blog y del negocio.

8. Tómate un Respiro

A pesar de todos estos consejos que te he dado y de otros que tú ya estés aplicando, es inevitable que con el tiempo sientas agotamiento. Es normal.

Mantener un buen blog es una tarea exigente que se ha de hacer todas las semanas durante años. Pero nadie dice que no puedas tomarte un descanso.

Aquí tienes algunos consejos para sacar el máximo partido a tus descansos, sin que le pase factura a tu blog:

  • Ten posts de reserva. Habrá semanas en las que te sientas especialmente prolífico e inspirado. Aprovecha esos días para producir contenidos de reserva que publicarás más adelante cuando necesites un pequeño respiro.
  • Tómate una o dos semanas libre. Puedes dejar programados los posts para que se publiquen automáticamente sin que tengas que estar presente. O bien, no publiques durante esos días de descanso. No se va a acabar el mundo y tu blog, si lleva tiempo funcionando, tampoco se va a resentir, siempre y cuando luego regreses a tu frecuencia habitual de posteo. Aquí lo importante es que tú estés bien y que regreses con energías renovadas y nuevas ideas para seguir adelante con tu blog.
  • Desconecta de la tecnología. No postear en el blog pero seguir enganchado al ordenador, al móvil y a internet, no parece la mejor solución para un buen descanso. Mi recomendación es que desconectes por completo, o casi, de la tecnología. Dedícate tiempo a ti, a descansar y a pensar, sin distracciones ni ruidos; relaciónate con personas que te importan y pasa un rato agradable con ellas; haz una escapada a la naturaleza, ya sea montaña o mar; léete un buen libro; practica un hobby que lo tengas un poco abandonado y que te haga sentir bien; y cosas por el estilo que te ayuden a desconectar. Puedes consultar tu blog y redes sociales en momentos puntuales para asegurarte de que todo está ok, pero lo menos posible.
  • Cuando escribas no te olvides de descansar. Los descansos tienen un importante efecto en nuestra productividad y en nuestra salud. Si estás acostumbrado a escribir durante horas, como es mi caso, no te olvides de marcarte unos bloques de tiempo de descanso obligado entre horas. En mi caso, acostumbro a trabajar en bloques de 50 minutos con descansos de 20 minutos (puedes utilizar un temporizador como este para calcular los bloques de tiempo), salvo que me sienta especialmente inspirado en ese momento y no quiera detener lo que parece escribirse solo.
  • Duerme bien. La clave no es tanto irse siempre a la misma hora a dormir sino despertarse siempre a la misma hora. Acostúmbrate a despertarte todos los días a la misma hora y tu cuerpo ya se encargará de que descanses lo que necesitas. Luego tan sólo tendrás que escuchar a tu cuerpo, cuando dice dormir es dormir. Por supuesto, antes de que llegue la hora habitual de sueño aléjate de la televisión y del ordenador, y de cualquier cosa que requiera concentración, pues pueden mantenerte despierto a pesar de estar cansado y alterar tu reloj interno del sueño.

9. Una Buena Postura

Aeron Herman MillerLos bloggers pasamos muchas horas sentados y eso puede terminar por pasarnos factura, más si la silla que utilizamos no es adecuada.

Una buena silla para trabajar es una inversión que merece la pena. [En este post Tim Ferriss analiza las mejores opciones, decantándose por la Aeron de la marca Herman Miller].

Otra opción, no excluyente de la anterior, es trabajar de pie. Muchos bloggers están adaptando su zona de trabajo para poder escribir sus contenidos estando de pie.

Estanteria Flotante

Yo estoy planeando incluir esta opción en mi zona de trabajo, poniendo una estantería o plataforma flotante donde colocar el portátil, y alternar entre sentado y de pie.

10. Haz Ejercicio, con Cabeza

No seré yo quien descubra el efecto beneficioso del ejercicio en la productividad y en la salud de las personas. Ahora bien, no todo ejercicio es bueno.

Muchas personas están dañando su salud ejercitándose mal o en exceso. El ejercicio mal practicado es MUY peligroso. Yo he hecho ejercicio toda mi vida, y muchas lesiones se produjeron por entrenar mal.

Ahora prefiero hacer ejercicio moderado durante 20-30 minutos al día y uno o dos días a la semana hago un entrenamiento más completo, dejando un día de descanso.

No sólo te sentirás mucho mejor durante todo el día, y serás más productivo y con la mente más centrada, sino que además tu aspecto físico no tardará en ser la envidia de los que te rodean. 🙂

Y no te olvides de hacer estiramientos!

11. Una Buena Alimentación

Esta lista de consejos empezaba con recomendaciones de escritura y de productividad para bloggers, ¿y ahora me pongo a hablar sobre alimentación?

Es normal. Lo que comemos nos puede mantener fatigados o enérgicos, somnolientos o despiertos, enfermos o saludables. ¿Ves? ¿Cómo no voy a hablar de alimentación en un artículo dedicado al agotamiento? La alimentación es clave.

La cocina es una de mis aficiones. Tras años de aprender, experimentar y probar sus efectos en mi concentración y niveles de energía, podría resumir mi filosofía de cocina y alimentación en lo siguiente: Simple, Poco y Saludable.

Simple

Deja lo complicado para ocasiones especiales. Para el día a día pocos ingredientes y que los puedas cocinar bien y con facilidad. Tu bolsillo, tu estómago y tu reloj lo agradecerán.

Poco

La inmensa mayoría de personas que conozco comen demasiado.

No estamos en la época de las cavernas, cuando uno se llenaba el estómago hasta que no cabía más por no saber si volvería a comer pronto. Salvo casos puntuales, sabemos que comida no faltará en el plato. Tampoco tenemos que sobrevivir a la intemperie o cazar animales para comer. El gasto energético actual, en la mayoría de casos, es menor.

Sin embargo, muchos comen hasta reventar todos los días. Demasiada comida pasa factura a nuestra concentración, energía, atención, salud y longevidad. No te voy a decir cuánto comer, eso lo decides tú, pero seguramente menos de lo que actualmente comes. [No conozco tu caso particular. Actúa con sentido común].

Saludable

Esto es evidente, o debería serlo, pero según parece no lo es tanto, porque pocas personas lo cumplen. Bebidas azucaradas, alcohol, productos precocinados, bollería, pastelería, azúcar, sal, exceso de carne, fritos, salsas, helados y un largo etc. de alimentos dañinos que están todos los días en las mesas de muchos.

Pero no tan sólo hemos de evitar ciertos tipos de alimentos, sino que además hemos de ser precavidos con el origen de los mismos, incluso con los que se supone que son saludables. Me estoy refiriendo a sustancias químicas, colorantes, conservantes, potenciadores del sabor, pesticidas, hormonas y demás aditivos potencialmente dañinos para nosotros en el largo plazo.

Foot Long Hot Dog¿Quieres decir con esto que no puedo volver a consumir estos alimentos?

No, es el hábito lo que importa (lo que ingieres normalmente), no lo que hagas días sueltos.

No importa que comas perritos calientes en tu viaje a Nueva York, que comas palomitas saladas en el cine, una bolsa de patatas sabor jamón viendo el fútbol con amigos, o que bebas una copa de más en una ocasión especial.

Lo importante es lo que hagas normalmente, en tu día a día. Lo importante es la norma que sigas, no la excepción que hagas.

12. Perfecto No Gracias

Es importante producir buenos muy buenos contenidos, pues son nuestra carta de presentación al mundo y estarán hablando de nosotros 24 horas al día 365 días al año. Pero una cosa es bueno (o muy bueno) y otra cosa bien distinta es perfecto.

El perfeccionismo, es decir, la búsqueda indefinida de la mejora de un trabajo sin decidirse a darlo por terminado, es un lastre que puede llevar al agotamiento. Lo sé muy bien pues yo mismo soy un perfeccionista y llevo lidiando con ello desde muy joven.

Con el tiempo descubrí que el perfeccionismo puede resultar muy útil para destacar de los demás, pero muy contraproducente si no se utiliza en su justa medida.

Cierto grado de perfeccionismo es deseable para mantener esa calidad en todos los trabajos que lleven nuestra firma, pero llegado un punto hay que dar por bueno el trabajo realizado y sacarlo a la luz. Luego, de ser necesario, ya se harán mejoras.

Esto es especialmente relevante en el mundo del blogging. Como hemos dicho antes, hemos de mantener una frecuencia de publicación. Nos será difícil respetarla si somos demasiado perfeccionistas.

El perfeccionismo lleva al agotamiento, no sólo por dar muchas vueltas a lo mismo, sino también, como hemos visto, por dificultar que cumplamos con la frecuencia de posteo marcada.

Lectura relacionada: Lo Perfecto Es Enemigo de lo Bueno

Cuando Llegue el Agotamiento…

Sé que he dicho que el agotamiento se puede evitar, pero lo cierto es que tarde o temprano hará acto de presencia.

A todos los bloggers nos visita de vez en cuando. Es normal. El blogging es una actividad muy exigente que implica un trabajo constante y regular en el tiempo, muchas veces repetitivo y, encima, no siempre son evidentes (sobre todo cuando uno empieza) los resultados de tanto esfuerzo.

Hablo desde la experiencia. Yo mismo me he sentido agotado en diferentes ocasiones a lo largo de mi andadura como blogger. Pero a pesar de eso, aquí sigo. Estos consejos funcionan, yo soy la prueba.

Antes de que el agotamiento se presente ante ti, puedes protegerte vacunándote con los consejos de arriba. Ponlos en práctica. Así cuando el agotamiento te visite podrás superarlo sin problemas.

El agotamiento no es cosa de broma en esto del blogging, pues puede terminar derivando en el abandono del blog.

Abandonar cuando algo no merece la pena es bueno, abandonar algo que merece la pena por agotamiento no lo es. No abandones tu blog por agotamiento, pon remedio antes de que sea demasiado tarde.

Cuando te sientas agotado vuelve a este artículo y refresca estas ideas, pueden ser el antídoto que te salve.

Y ahora dime: ¿Cómo lo haces tú para evitar (y superar) el agotamiento de mantener tu blog actualizado?

22 Responses to 12 Formas de Evitar (y Superar) el Agotamiento de Tener un Blog
  1. JoaquiNo Gravatar
    April 25, 2013 | 9:40 pm

    Jolín, tienes razón al decir que tus artículos son de los más largos largo :). Gracias, me gustó mucho.

    • David CantoneNo Gravatar
      April 28, 2013 | 5:01 pm

      Jajaja, pues sí, no me lo he sacado de la manga. Yo suelo decir que un contenido es tan largo como deba serlo. No se trata de meter paja, sino de aportar el máximo valor que puedas sobre un tema concreto con las palabras necesarias. Me gusta pensar que mis entradas aportan algo más al lector que simple entretenimiento o información, que aportan ese valor en forma de conocimiento aplicable e inspiración para aplicarlo. Y ese valor muchas veces necesita espacio para expresarse. Es un curro por mi parte, pero si cumple con su finalidad y ayuda a otros a mejorar, entonces habrá merecido la pena.

      Me alegro de que te gustara. 🙂

      Un saludo,

  2. David KaufmannNo Gravatar
    April 25, 2013 | 9:41 pm

    Buenas noches David,

    Ante todo darte las gracias por tus excelentes posts. Siempre es bueno tener una fuente de aprendizaje a la que recurrir cuando uno no sabe qué camino es mejor tomar.

    En mi caso, una de las formas que más me motiva a seguir escribiendo en el portal de noticias de ajedrez que he creado es interaccionar mucho con los lectores, ya sea a través de los comentarios/redes sociales. El feedback diario me aporta tanto ideas como fuerzas para seguir mejorando día tras día.

    Un saludo y gracias por tu excelente labor!

    David Kaufmann

    • David CantoneNo Gravatar
      April 28, 2013 | 4:45 pm

      Hola David,

      Buen apunte.

      Tienes razón, interactuar con nuestros lectores nos da ánimos, porque nos damos cuenta de que nuestro trabajo está teniendo un impacto positivo en la vida de otros. Eso aporta significado a nuestro trabajo con el blog. Además, conectamos con personas con intereses similares a los nuestros.

      Un saludo,

  3. Bitacoras.com
    April 25, 2013 | 10:46 pm

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Tener un blog puede ser agotador. El agotamiento en el blogging no es cosa de broma, pues puede (y suele) llevar al abandono del blog. El abandono de por sí no es malo, lo malo es abandonar algo que nos merece la pena por no……

  4. SergioNo Gravatar
    April 25, 2013 | 10:47 pm

    Excelente artículo David.

    Es buena introducción para todos aquellos que quieren iniciar sus blog ya que haces descubrir que no es tarea fácil. Pero si tienes pasión por escribir hará que las cosas sean más llevadoras.

    La práctica hace al maestro. Así que, ¡a escribir! Además si escribes sobre lo que te gusta, es más díficil que te aburra, pero como todo, el exceso es malo. Es bueno tener temple, dedicación y tiempos de descanso.

    Gracias por los consejos, los tomaré en cuenta.
    ¡Saludos!

  5. Ulises TroyoNo Gravatar
    April 25, 2013 | 11:34 pm

    Excelente… yá sé qué hacer cuando me canse. Gracias.

  6. DiegoNo Gravatar
    April 26, 2013 | 12:28 am

    Yo lo que hago es escribir 3 o 4 artículos los fines de semana y publicarlos entre semana. También me apunto mis ideas en una hoja de word. Y en vez de ponerme un objetivo de post semanal, me lo pongo mensual. Ahora cada mes, mi objetivo es escribir entre 15 y 18 artículos. Yo creo que es mejor que ponerse objetivos semanales.

  7. Rafael HernamperezNo Gravatar
    April 26, 2013 | 6:57 am

    MUY BUENO!!! Muchas gracias, David. Este artículo me es de gran utilidad. Aunque lleves años bloggeando, siempre hay algún detalla que se te escapa. Y todos los puntos que comentas son de de inestimable ayuda.

  8. InvisibleNo Gravatar
    April 26, 2013 | 4:51 pm

    Me sorprende que no haya comentarios después del post que acabas de publicar.
    No sólo creo que es uno de los contenidos que más necesitan leer los futuros o ya bloggeros sino que creo que pocas veces se habla de ello en la red.
    Parece que nos avergüenza reconocer que nos agota el blog.
    Te felicito por compartir tan generosamente

    En mi caso, una de las razones por las que lo cerré fue por una situación familiar de fuerza mayor que también me obligó a cambiar todas las prioridades de mi vida y que me llevó a desinteresarme por completo de el tema del blog.
    No obstante, me he sentido muy identificada porque viví distintas etapas de agotamiento después de más de dos años con el blog.
    Creo que es importante que un blogger conozca bien su plataforma pero cuando te quita tiempo para lo que importa (ponerte a escribir más era mi caso)hay que dejar de tenerle miedo a que otras personas nos “toquen” el blog.Seguramente ahora contrataría o colaboraría con alguien más para todos los temas estéticos y de diseño.
    Saludos y sigue así. 🙂

  9. GarlockNo Gravatar
    April 26, 2013 | 4:59 pm

    La verdad yo cai en agotamiento hace un año y no he podido retomar el ritmo, mas aun que estoy trabajando :S

    Espero poner algunos de tus puntos en practica y probar si realmente podre resurgir en el blogging

  10. Virginia AdradaNo Gravatar
    April 26, 2013 | 9:21 pm

    Te lo contaré cuando lo supere, estoy en ello, agotada. Pero tambien producida por mucho trabajo…
    Un saludo y gracias por el post!

  11. WilmerNo Gravatar
    April 27, 2013 | 1:47 pm

    Hola David me da mucho gusto leer tus artículos de alto valor de su contenido para mí. Pero mi caso yo abandone uno de mis blogs hace un año de publicar el contenido, todo por no saber que escribir para publicarlos y otro por dedicarme a otro proyecto pero de todos modos te felicito por tus aporte para mi y seguir haciendo lo mejor con mi blog… saludos

  12. Bruno VillarNo Gravatar
    April 30, 2013 | 8:34 pm

    Me veo reflejado en este artículo. Intento subir un vídeo todos los martes y viernes; y un simple artículo los domingos… cuando no puedo por causas ajenas a mi me frustro porque esto me encanta y se que hay personas que esperan por lo que yo les pueda aofrecer.

    Me encantó tu artículo David.

    • David CantoneNo Gravatar
      May 9, 2013 | 4:03 pm

      Hola Bruno,

      Sacar dos vídeos a la semana y un post está muy bien, y me supongo que no debe de ser fácil. Yo mismo he tenido que reducir el ritmo de publicar vídeos por estar trabajando en otros asuntos, pero estoy deseando ponerme al día porque me gusta y sé que tiene mucho potencial.

      Todos los bloggers tenemos nuestra batalla personal con la frecuencia de posteo y el agotamiento. Lo mejor es coger un ritmo crucero en el que nos sintamos a gusto. Llegado el momento podemos acelerar el ritmo si nos conviene o bien tomarnos un pequeño descanso si lo necesitamos. Y lo más importante, hemos de disfrutar y pasarlo bien.

      Un saludo,

  13. Israel GarcíaNo Gravatar
    May 1, 2013 | 2:00 am

    Hola David.

    Mi experiencia cuando empecé a publicar es que me bloqueaba rápido no tenía un orden de publicación, pero lo que hice fue comprarme una libreta e ir apuntando como bien dices todas las ideas que se me pasaban por la cabeza y anotarlas en forma de título.

    Eso para mi me dió mucho oxigeno para tener una planificación y no estar todo el día de que iba a escribir.

    Buen artículo te mando un saludo.

  14. PedroNo Gravatar
    May 8, 2013 | 9:28 am

    Hola.
    Tengo un blog personal ya más de un año, y en los últimos meses esto experimentando eso que has llamado agotamiento.
    Este post me va a venir de perlas.
    Un saludo y gracias.

  15. Iñigo MoránNo Gravatar
    June 2, 2013 | 1:58 pm

    Hola, me siento totalmente identificado con tu artículo. A veces escribir en el blog y estar en la red se convierte en una obsesión y hay que cambiar el chip. El problema es que no todos tenemos tu capacidad para crear contenido 🙂 Un saludo.

  16. Luis MedinaNo Gravatar
    July 27, 2013 | 5:49 pm

    David, yo tengo algo de tiempo de tener un blog y he pasado por todo esto que comentas, el agotamiento y todo lo que compartes en este post me ha ayudadmo mucho, ahora tengo mas herramientas para continuar y mantenerme al 100% con mis blog. Gracias por compartir y sin duda tienes un seguidor mas.

    Saludos desde Mexico

    • David CantoneNo Gravatar
      August 1, 2013 | 4:45 pm

      Gracias Luis.

      ¿Qué herramientas son esas que te hacen seguir al 100%? Siempre va bien conocer cómo lo hacen otros bloggers, pues como bien dices, el agotamiento es algo que nos acecha a todos, pues mantener un buen blog es un trabajo constante y exigente, aunque nos guste lo que hacemos.

      Un saludo,

  17. Alberto SNo Gravatar
    November 9, 2013 | 6:31 pm

    Muy informativo el artículo. Es uno de los mejores.
    Lo que más me ha sorprendido es la recomendación de tener varios nichos relacionados en el blog personal.

    Va en contra de lo dicen la mayoría de marketeros, pero
    algunos han llegado muy lejos con esa estrategia. Por eso me alegro de que lo comentes. Es muy aburrido centrarse en un micronicho.

    Has puesto un ejemplo un poco extremo, Tim Ferriss, pero Leo Babauta es otro ejemplo. Tiene un artículo llamado “Shattering the Myth of Blog Niches” que es muy bueno.

    Aquí la palabra clave creo que es “nichos relacionados”. Por ejemplo, hablar de decoración de interiores, halterofilia y coches en el mismo blog, sería muy raro, pero ¿quién sabe?. Seguro que gente como Tim Ferriss saldrían adelante sin problemas.

    Muchas gracias.

  18. […] como aquí avancé, hacía tiempo que pensaba en implementar esta solución en mi zona de trabajo. ¡Al fin lo he […]

Leave a Reply

Wanting to leave an <em>phasis on your comment?

Trackback URL http://davidcantone.com/agotamiento/trackback/