Cómo Superar el Bloqueo del Escritor

escrito por  David Cantone

Todo aquel que escriba conoce el temido bloqueo del escritor.

Básicamente es una falta de ideas que te impide escribir nada con un mínimo de sentido. Te podrías pasar con la hoja en blanco como media hora y nada de nada. Se empieza a perder confianza en las cualidades de uno mismo como escritor y aparece la sensación de fracaso e inutilidad.

Entonces pensamientos como este aparecen en nuestra mente: ¿Tal vez debería estar dedicando mi tiempo a algo que realmente pueda hacer? Esto de escribir es muy duro; no soy una persona creativa, etc. Pues bien, aquí te explico unos sencillos consejos para superar el bloqueo del escritor.

El poder de la asociación de ideas

Nuestro cerebro funciona mucho mejor cuando tiene un elemento de referencia con el que trabajar. Es decir, que gracias a las conexiones neuronales cuando presentas un concepto (ya sea por medio escrito, visual o sonoro) a tu cerebro, pongamos “un plátano”, tu cerebro empieza a brindarte c conceptos conectados de alguna forma con ese primer concepto presentado. Y, a su vez, cada nuevo concepto estará ligado a otros tantos conceptos que de alguna forma tus neuronas han creado esas conexiones durante lo largo de tu vida.

Cómo utilizar el poder de la asociación de ideas para desatar tu creatividad:

1.   Coge un diccionario y busca tres palabras al azar.

Una vez las tengas piensa en crear una historia que las contenga a las tres. Ejemplo: coche, zapatillas, rascacielos. Ahora  esfuérzate en crear una idea que reúna estos tres elementos. Estoy seguro que ya se te empiezan a encender las luces. Recuerda que lo realmente importante no es si usas exactamente esas tres palabras sino que con ocurrírsete algo bueno con otras palabras similares o distintas será suficiente. Este recurso es únicamente  un medio para llegar a un fin, el gatillo que despierta tu cerebro para que genere nuevas ideas.

2.   Lee algo relacionado con tu tema.

Léete un libro o artículo relacionado con algo de lo que quieras escribir y mientras lo lees deja a tu cerebro imaginarse cosas, déjalo libre de ataduras y verás como las ideas empiezan a brotar a montones. Ahora tan sólo tienes que elegir la idea que más te guste y empezar a desarrollarla y pulirla poco a poco.

3.   Escribe un título y deja que te inspire.

Escribe un título que te parezca sugerente y empieza a escribir sobre ello.  Por ejemplo, si eres un blogger y necesitas ideas frescas para un nuevo post, nada mejor que ver que artículos triunfan en otros blogs, copiar los títulos y empezar a escribir a tu manera lo que cada uno de estos títulos te sugiera. Ojo, en esto es muy importante que no leas el artículo sino que escribas únicamente el título. De lo contrario te arriesgas a sentirte viciado por lo leído o, en otras palabras, a estar demasiado atado por lo que ya se ha escrito y te parecerá que eso es lo correcto. Copia el título, deja a tu imaginación volar y escribe tu propio artículo. Luego, si lo crees procedente, puedes adaptar el título a tu artículo para que no sea igual que el otro, o lo puedes dejar igual.

4.   Ponte música New Age atmosférica de fondo.

“Qué consejo más raro me dice este”, debes pensar. Bueno, a mí me funciona y muy bien, por cierto. Mis mejores textos los he escrito con este tipo de música de fondo, de hecho ahora mismo la estoy escuchando J. Se trata de un tipo de música que por sus características especiales es perfecta para transportar tu mente a otros mundos. Es música que no te desconcentra ya que raramente hay voces o altibajos en el volumen o el ritmo. Es la música idónea para colocar a tu mente en un estado de “trance” creativo.

El uso de música de fondo no deja de ser un uso más del poder de la asociación de ideas, pues la música es el elemento de referencia siempre presente que evoca en tu mente ideas nuevas por medio de las conexiones neuronales. La música aunque no la podamos ver tiene forma, es un concepto más que la mente interioriza. Para aprovechar al máximo el uso de música para destapar tu creatividad te aconsejo que la pieza musical que elijas evoque en ti el sentimiento que te gustaría transmitir en tu escrito. Asimismo, yo elegiría un álbum con temas de larga duración (10 minutos o más) y así evitar cortes en tu concentración e interrupciones en tu fuljo creativo. Ponte el mismo álbum, o tema musical en su caso, y ponlo para que suene una y otra vez, hasta que hayas acabado el escrito. Si por lo que sea tienes que dejar de escribir para hacer otra cosa, cuando retomes la escritura ese mismo día, u otro día, deberías ponerte la misma música de fondo. Te aseguro que en unos minutos (a veces más otras menos) tu mente entrará en un trance creativo de incalculable valor.

Bueno, espero que esta serie de consejos te ayude a combatir el miedo a la página en blanco y a superar el fatídico síndrome de bloqueo del escritor. Recuerda, ante el bloqueo acude al poder de la asociación de ideas y todo será  más fácil y fructífero.

Recibe mis emails con consejos prácticos sobre negocios online, marketing de contenidos y productividad, para ayudarte a construir un negocio rentable y escalable de cursos y/o coaching. Únete ahora gratis dejando tu email debajo.